31 de julio de 2009

José Emilio Tallarico - Rep. Argentina



Creés mirar lejos




Creés mirar lejos
pero son tus manos que palpan lo oscuro.
Deambulan por un ancho vacío
y de pronto caen, se cruzan,
nunca para rezar
sino para sentirse menos solas,
o para volverse oscuras y vacías
como ese aire que las nutre.



En invierno



No preguntés
qué fuego
encender

ni para qué
los álamos
se llenan
de fuga
consentida

hay por debajo
pétalos
lúcidos huesos
cuya estirpe
es la rabia

caminos
soledades
extramuros

corazón............corazón



2 comentarios:

  1. Te agradezco mucho, Mónica. Hermoso lugar para que un par de poemas "floten" junto a los de los amigos.
    Recibí un fuerte abrazo


    José Emilio.

    ResponderEliminar